Vandal Ware
  1. Vandal Ware
  2. Hardware
  3. Reviews
  4. Review: Acer Predator 17X

Review: Acer Predator 17X

Un gigante encerrado en un portátil para disfrutar de los juegos más punteros

Hace unas semanas llego por fin al mercado la última actualización del Acer Predator 17 X, un portátil concebido para jugadores que, en esta ocasión, nos ofrece un procesador Intel Core i7-7820HK y una NVIDIA GeForce GTX 1080 para hacer las delicias de todos los jugones de la casa.

En Vandal Ware hemos podido probar el ordenador durante unas semanas, utilizándolo como si fuéramos un consumidor más para disfrutar de partidas a algunos de los juegos más populares de ordenador y para contaros lo que nos ha parecido un producto que ha mostrado una tremenda solidez desde que lo sacamos de la caja.

Especificaciones técnicas

  • Sistema Operativo: Windows 10 Home

  • Procesador: Processador Intel® Core™ i7-7820HK Quad-core (4 núcleos)) 2,90 GHz

  • Pantalla: 43,9 cm (17,3") Full HD (1920 x 1080) 16:9

  • Gráficos: NVIDIA® GeForce® GTX 1080 con 8 GB Dedicado Memoria

  • Memoria: 32 GB, DDR4 SDRAM

  • Almacenamiento: 1 TB HDD, 512 GB SSD
  • La conectividad es uno de los puntos fuertes del portátil de Acer.
    La conectividad es uno de los puntos fuertes del portátil de Acer.

    Alta conectividad y una buena salida de audio

    Nada más abrir el portátil nos damos cuenta de su diseño robusto, de la buena calidad de los materiales y de todo lo que puede ofrecernos gracias a sus amplias opciones de conectividad, algo que en ocasiones se echa de menos en los productos de este tipo y con lo que el Predator 17 X cumple más que de sobras incluyendo 4 puertos USB, un puerto USB tipo C (el nuevo estándar que a priori va a acabar imponiéndose en el mercado de PC) un minijack de salida y otro de entrada, HDMI, conexión Ethernet…

    El Predator X 17, como veis, no renuncia a nada en conectividad, una característica realmente positiva a la que hay que unirle el gran rendimiento de su pantalla Full HD de 17" que ya destaca en cuanto encendemos por primera vez el portátil, mostrando una calidad de color muy buena para este tipo de equipos y siendo compatible, además, con la tecnología NVIDIA GSYNC lo que mejorará bastante su rendimiento mientras disfrutamos de nuestros títulos favoritos.

    Siguiendo con la parte audiovisual del producto también nos han llamado poderosamente la atención los altavoces que cuentan con una potencia muy elevada para lo que nos suelen acostumbrar los portátiles sin perder con ello calidad en el sonido, ofreciéndonos un audio muy definido en casi todas las frecuencias (siempre teniendo en cuenta el tipo de altavoces que son) que hará que podamos disfrutar de forma más que satisfactoria de los videojuegos o las películas sin la necesidad de conectar el portátil a un equipo de sonido externo.

    Un trackpad realmente preciso con un útil botón para encenderlo y apagarlo a su lado.
    Un trackpad realmente preciso con un útil botón para encenderlo y apagarlo a su lado.

    Un preciso trackpad y un teclado de membrana retroiluminado

    Una vez repasados aspectos como la conectividad, la pantalla y los altavoces vamos a entrar en materia de otros dos componentes a tener en cuenta a la hora de comprar un portátil: el trackpad y el teclado que viene equipado con el mismo.

    En el caso del primero nos encontramos con un trackpad muy amplio y extremadamente preciso que no es capaz de sustituir a un ratón de toda la vida, es obvio, pero que hará que incluso los que no estamos habituados a usarlo en beneficio de el periférico que se ha convertido ya en parte de nuestra mano nos veamos tentados a utilizarlo en más de una ocasión ya que la respuesta a todo lo que mandamos hacerle con el dedo es realmente precisa.

    Como dato curioso, justo al lado del trackpad Acer ha tenido a bien el habilitar un botón para habilitarlo y deshabilitarlo, algo tremendamente útil si tenemos un ratón conectado y no queremos tener ningún percance moviendo el cursor sin querer mientras nuestras muñecas pasan por encima mientras escribimos en el teclado.
    Pasemos a hablar ahora, precisamente, de este último elemento mencionado. El Predator 17 X apuesta por un teclado de membrana con unas teclas con un tacto de chicle agradable y con una retroiluminación bastante llamativa y con varios efectos que, desde luego, llaman la atención desde el primer momento.

    En cuanto a su rendimiento, no hay nada que objetar y cumplirá su función perfectamente pero en lo que a su distribución se refiere, por lo menos al que os escribe, no le ha resultado demasiado cómoda, estando en una zona muy alejada del borde inferior del portátil para poder aumentar el tamaño del trackpad y que ha hecho que, por lo menos en mi caso, no me haya sentido cómodo usándolo, aunque esta es una percepción totalmente subjetiva que depende también del tamaño de vuestros brazos o manos y de la posición que adoptéis a la hora de escribir con el mismo.

    La iluminación y el tacto del teclado son muy agradables aunque su posición puede resultar un tanto incómoda para algunos jugadores.
    La iluminación y el tacto del teclado son muy agradables aunque su posición puede resultar un tanto incómoda para algunos jugadores.

    Un rendimiento con videojuegos excelente y un overcloking muy accesible

    Si por algo destaca el Predator 17 X es a la hora de ejecutar videojuegos, algo que no nos extraña ya que es el propósito para el que está concebido este portátil de Acer que puede mover de forma más que sobrada todos los últimos grandes lanzamientos que podáis encontrar en el mercado.

    Si sois aficionados a los esports, el portátil, como es lógico, podrá mover de sobra títulos como League of Legends o CS:GO superando en ambos casos los 144 FPS necesarios para disfrutar de esos deseados 144Hz que se han convertido casi obligatorios en el shooter de Valve aunque para poder utilizarlos a nuestro favor necesitaremos de una pantalla externa ya que la que posee el portátil de Acer tan sólo tiene los 60Hz comunes en las pantallas de la mayoría de los portátiles.

    Pero, más allá de esto, si sois aficionados a los videojuegos en general podréis disfrutar de los últimos títulos que han salido al mercado con amplias garantías. Por ejemplo, el que os escribe ha estado jugando a Dark Souls III y Rise of Tomb Raider a 4K y a 60 fps si bajamos algunas de las opciones gráficas que más chupan de nuestra tarjeta gráfica.

    También hemos comprobado el rendimiento del portátil con algunos benchmark ya sea de videojuegos como GTAV donde ha obtenido un pico de algo más de 80 FPS teniendo un promedio de más de 70 FPS o con el programa 3Dmark donde ha obtenido una puntuación de 14104 puntos (mejor que el 84% de los resultados) y con un valor muy cercano al estimado para un sobremesa dedicado a los 4K.

    El Predator 17X ha conseguido un buen resultado en el test Fire Strike de 3DMark
    El Predator 17X ha conseguido un buen resultado en el test Fire Strike de 3DMark

    Este gran rendimiento se une, además, a las amplias posibilidades que Acer nos da a la hora de hacer overclocking con una facilidad extrema, contando para ello con un software propio llamado Predator Sense que ya viene con algunas configuraciones predefinidas ideadas para alternar el ordenador de un modo silencioso a sacar toda su potencia poniendo todos sus componentes a prueba y desatando la "furia" de sus ventiladores.

    El precio de la potencia: enorme, pesado y con poca batería

    Hasta ahora, el Predator 17 X es un portátil más que indicado para jugadores que nos da un rendimiento muy alto en los diferentes títulos que hemos probado además de incorporar una pantalla excelente y unos altavoces con una calidad de sonido muy buena.

    Sin embargo, y pese a que el ordenador es muy recomendable para su propósito, toda esta potencia tiene un precio que se ve traducida en un gran grosor y tamaño, en un producto pesado y en una duración limitada de la batería.

    Nada más recibimos el portátil ya nos dimos cuenta del pequeño gran monstruo que teníamos entre las manos. Estamos ante un dispositivo grande y grueso que se aleja bastante del concepto de ultrabook sacrificando la finura en beneficio de un sistema de refrigeración muy bueno y en unas buenas posibilidades de ampliación.

    El precio de la gran potencia del Predator es su gran tamaño y su elevado peso.
    El precio de la gran potencia del Predator es su gran tamaño y su elevado peso.

    Más importante que esto es el elevado peso del portátil de 4,3 Kg lo que lo convierte junto a su tamaño en un dispositivo que raramente nos querremos llevar de viaje por su elevado peso, a no ser que queramos ir junto a él a una LAN o algún evento de este estilo.

    Otro punto en contra puede llegar a ser la batería de 65 Wh, que en nuestro caso no ha superado las 3 horas reproduciendo vídeo y que no supera las 2 mientras estábamos disfrutando de algún videojuego, una duración bastante escasa para un portátil de este tamaño.

    Eso sí, tenemos que aclarar que el equipo que hemos probado no es nuevo y que va rotando entre los diferentes medios especializados por lo que la batería podría estar algo tocada debido a diferentes test de duración y puede que en el caso del portátil que hemos recibido su rendimiento no sea óptimo.

    Conclusiones

    El Predator 17 X es un portátil que encantará a los amantes de los videojuegos pudiendo mover con solvencia todos los títulos que hay a día de hoy en el mercado a más de 60 FPS en el caso de la resolución a 1080p e incluso alcanzando esta tasa de frames en el 4K si sacrificamos algunos pequeños detalles gráficos que suelen lastrar el rendmiento de nuestra gráfica.

    Además de su rendimiento otro punto a su favor es su gran conectividad, la calidad de su pantalla de 17" y de sus altavoces que nos dan en conjunto una buena experiencia audiovisual ya sea disfrutando de videojuegos o de películas y series.

    En contrapartida, estamos ante un portátil grande y pesado que no está destinado para realizar demasiados viajes y que, por lo menos en el caso que nos encontramos, nos hubiera gustado poder tener un poco más de duración en su batería.

    Predator 17X
    Predator 17X

    Puntos positivos

    Un rendimiento bestial en los juegos.
    La precisión del trackpad.
    Uno de los mejores sistemas de refrigeración que nos vamos a encontrar en un portátil.
    Las herramientas y macros para hacer overclock de forma sencilla.

    Puntos negativos

    Se hubiera agradecido una mayor tasa de refresco en la pantalla.
    La potencia tiene un peso que se cobra en tamaño y peso.

    Valoración

    Estrella verdeEstrella verdeEstrella verdeEstrella verdeEstrella verde
    El Predator 17X de Acer es una bestia capaz de igualar a los sobremesas más potentes del mercado aunque para ello debe sacrificar aspectos como su tamaño y su peso.

    Más sobre Hardware

    Comentarios: 6
    Flecha subir